informacion_general 2114 Visitas

El puerto de Posadas y el homenaje a los héroes misioneros del Ara San Juan

Publicado 07/12/2019 | 19:40

Teniente de Navío Eliana María Krawczyk, así se llama desde este sábado al puerto posadeño. En una emotiva ceremonia además se honrar a la submarinista obereña, se homenajeo al Cabo Principal Jorge Isabelino Ortiz. Ambos oriundos la tierra colorada y formaban parte de la tripulación del navío siniestrado.

Desde hoy el puerto de la ciudad de Posadas, lleva el nombre de la Teniente de Navío Eliana María Krawczyk, en honor a la heroína misionera fallecida en la tragedia del ARA San Juan. Durante un acto protocolar encabezado por las autoridades del Gobierno provincial, este sábado también se honró la memoria del Cabo Principal Jorge Isabelino Ortiz, quien también se encontraba en el submarino siniestrado. Sus familiares recibieron una medalla al mérito.

Krawczyk era la única mujer a bordo del navío y se desempeñaba como jefa de operaciones del submarino. Tenía 34 años de edad y era oriunda de Oberá. Ella estudiaba Ingeniería Industrial hasta descubrir su verdadera vocación que la llevó a ingresar en la Escuela Naval Militar, integrando la promoción 137.

A partir de allí, tras conseguir su egreso en el año 2008, Krawczyk decidió especializarse en armas submarinas y hacer el curso de submarinista en la Escuela de Submarinos y Buceo de la Armada. Más tarde, hacia el 2012 tuvo su destino inicial en el ARA Salta, donde permaneció por cuatro años, destacándose como la primera mujer submarinista en Sudamérica. Finalmente, la teniente fue destinada al submarino ARA San Juan misión que asumió con mucho orgullo.

Ortiz, en tanto, nació en en Posadas y tenía 32 años al momento de la tragedia. Era cabo principal y maquinista del submarino. Llevaba doce años en la Armada cuando se produjo el incidente. Junto a otros compañeros se encargaba del sector eléctrico y de motores del navío.

Cursó la primaria en la Escuela 59 "Juana Azurduy" ubicada detrás de la ex Garita y realizó sus estudios secundarios en el Polivalente 35 de Garupá, donde fue abanderado. A los 20 años emigró de la tierra colorada para ingresar a la fuerza nacional, con el claro objetivo de servir a la Patria.