"11 Años de periodismo"

12:00 h | 14/03/2019

Luego de que un alud destruyera su casa hace 5 años, una familia continúa buscando el cuerpo de su hija

Su hija desapareció en Santiago del Estero, luego de que un alud azote a la villa veraniega El Rodeo.

El 23 de enero de 2014, en lo que los familiares de la víctima consideran una combinación de la fuerza de la naturaleza y negligencia humana, Eugenia perdió a su hija Carolina Sal, a su hermana María Luisa Castiglione y a su madre, Dora Josefina de Castiglione.

La tragedia sucedió en un pueblo ubicado a 36 kilómetros de San Fernando de Catamarca. Piedras gigantes y barro sepultaron la casa de descanso que allí tenía, su "paraíso". A estas tres muertes hay que sumarles las de otras nueve personas en la zona. 

De todas las víctimas el único cuerpo que no se encontró fue el de la joven Carolina Sal Castiglione. Su propio padre, Agustín, decidió, luego de 16 agotadores días, dar por terminada la búsqueda: "sentí que ya era demasiado, que Caro no quería que la encontráramos".

Hoy la familia Sal - Castiglione pelea para que la causa no prescriba y se condene a los que hoy están imputados, ya que están convencidos que se trata de un combo fatal entre "un desastre natural y una grave, muy grave negligencia humana".

La causa cuenta hoy con trece imputados entre los que se destacan el ex gobernador Brizuela del Moral, quien inauguró el cuestionado puente en 2010, el actual vicegobernador de Catamarca Jorge Solá Jais, quien por entonces estaba al frente de Vialidad Provincial, Juan Negui, Secretario de Recursos Hídricos al momento de la tragedia y Félix Casas Duering, Intendente de El Rodeo en 2014.

Los familiares de las víctimas, casi todos ellos sobrevivientes de esa trágica noche de terror, sostienen, con el apoyo de informes técnicos, que la construcción del puente en el año 2010 produjo "un efecto de endicamiento".

Agustín Sal, papa de Carolina, aseguró que "los informes del Instituto Nacional del Agua, la Universidad de Córdoba desaconsejaban la construcción del puente en el Río Ambato y aun así se lo hizo igual".

Desde la defensa de los imputados plantean la prescripción de la causa y que se exima de responsabilidad a sus defendidos, entendiendo que "se trató de una crecida sin precedentes que no estaba contemplada por nadie".

Juan Negui, uno de los imputados y Secretario de Recursos Hídricos al momento de la tragedia aseguró al diario El Ancasti que "se trató de una crecida extraordinaria, un fenómeno extraordinario donde el caudal del río creció mil veces de su caudal medio". Carolina nunca fue encontrada. Su mamá Eugenia sigue repitiendo, casi murmurando "El Rodeo era nuestro paraíso".

COMENTARIOS